DEVUELVO


Devuelvo mis pedazos al todo.

MARAVILLA



Nada como sentirse absolutamente vacío
y a punto de comenzarlo todo de nuevo, otra vez.
Dispuesto a lanzarse cuesta abajo con una sonrisa,
sin importar la velocidad, el destino,
o el resultado en la caída
y sin más objetivo que divertirse por el camino,
mirando aquí y allá sin fijarse en nada,
sin intentar nada, sin pretensiones, ni expectativas.
Y es que cuando uno lo abandona todo,
hasta lo que considera su yo, su entidad,
su esencia, su persona;
cuando uno se deja morir
y se rinde ante lo que ni controla, ni conoce,
es cuando todo se unifica
en un gozo tan impresionante,
que nada más puede caber.
Vivir es realmente la maravilla de las maravillas.  

SERENATE



Serénate,
todo lo que hay
es lo que eres.
Ni más ni menos: todo.
Aunque vaya o venga
de aquí para allá,
tome forma o la pierda,
no deja de ser lo que es
y eso que es,
es lo que tu eres. 

MI



El mundo es demasiado grande ya para mi.
El tiempo es un extraño que un día vivió conmigo.
Trato de encontrar un propósito y no lo consigo.
Todo se muestra ante mi desnudo
en su sencillez vacía y estúpida.
No encuentro diferencia entre todo lo que percibo.
Y me siento tonto entre tanta maravilla
que no podré nunca aprehender ni hacer mía.
Solo un puñado de cosas me sujetan a ésta vida
como una marioneta colgada de hilos de luz,
transparentes, fugaces, ficticios.
Me cuesta mucho separarme del entorno
para sentirme vivo;
procuro hacerlo, pero no lo consigo,
todo se me va de las manos
que permanecen siempre vacías.
Voy y vengo sin moverme.
No me entiendo.
Luché por encontrarme,
creí que lo había conseguido,
pero me he perdido.
Vivo fuera de mi y sin embargo todo está incluído.

CONSECUENTES




Si no somos consecuentes con nosotros mismos,
si buscamos lograr algo fingiendo, engañando,
mintiendo, manipulando o intrigando;
si nos disfrazamos para entrar a la fiesta,
o nos ocultamos para que no vean lo que estamos haciendo,
no hemos comprendido que la única manera de vivir feliz
es ser lo que somos, sea lo que sea que seamos,
eso no importa; serlo en la hermosa desnudez
de quien abre los ojos por primera vez y mira inocente
un mundo que no está en su mano poner, ni quitar.

SOLTARNOS



Podemos luchar, pero siempre será en favor
de los sueños e ilusiones del ego.
Ser feliz es aceptar nuestro karma por completo,
aquello que somos sin querer,
las tendencias que nos arrastran.
Solo adaptar nuestro ego a esa fuerza vital
que nos mueve y soltarnos
con plena confianza en el devenir. 

TU



Y detrás de todo siempre estarás tu. 
Un vacío inabarcable e infinito,
percibiendo espontáneamente
en plenitud de conciencia.

COMPLICACIONES



No quiero complicaciones.
Si fácil llega, bienvenido.
Si fácil se va, adiós.

SUCEDE



Un día tomas la decisión de atender exclusivamente
a lo que está ocurriendo,
a lo que sucede frente a ti en todo momento,
negándote a reflexionar sobre ello
y a dejar que tu atención se pierda
en las ensoñaciones del pensamiento.
Cada vez que te das cuenta
de que te has despistado, regresas.
Y poco a poco vas comprobando
que lo que sucede, sucede solo
y tiene todos los ingredientes que necesita
para suceder como sucede,
sin que tu tengas que aportar
más que tu presencia.
Y nunca se detiene.
Y a tu estado de ser no le falta nada.
Y lo eres todo. 

NO HAY



La vida es mientras tanto.
No hay para siempres.

DERRAMA



Lo que nos hace malvivir es lo que somos.
Ser algo, o alguien si quieres,
es la nota discordante en la sinfonía
de los acontecimientos que no cesa,
que sin principio ni final hace encajar
espontáneamente cada nota, cada gesto,
cada instante que por arte de magia
podemos percibir como separado del resto,
no para atraparlo, o entenderlo, sino para vivirlo,
para embelesarnos con el silencio y la quietud
que reinan en medio de la actividad desenfrenada
y estridente que se derrama sin querer y sin meta,
dentro y fuera, arriba y abajo, ahora y siempre.

LA HOJA



Vivir sin complejos, sin trabas, a lo bestia,
resolviendo lo que llega como nos da en ese momento,
sin expectativas, sin camino, sin objetivo, sin meta.
Como una hoja que cae de la rama
y sabiendo que acabará en el suelo,
disfruta de la oportunidad única de volar
sin importar si va por aquí, o va por allá.

EGO



El ego no es un enemigo que hay dentro de nosotros
al que tenemos que controlar o aniquilar
y cuyo egoísmo debemos contrarrestar:
el ego somos nosotros
y todo lo que hacemos en nuestro beneficio es egoísmo.
No hay nadie en nosotros aparte del ego,
así que cualquier cosa que seamos o creamos ser,
es lo que llamamos ego.
Y ese ego no existe fuera del pensamiento,
es solo el sujeto imaginado por el intelecto
para aglutinar en su entorno todas las experiencias
que hemos percibido y las consecuencias
de las que hemos sido conscientes.
Eso hace que vivamos la vida partida en dos:
lo que queremos y lo que no,
lo que nos daña y lo que nos hace felices,
lo que deseamos y lo que tememos,
lo que nos gusta y lo que no nos gusta.
Y todo se dilucida según los valores
que arrastramos y que nos mantienen
atrapados en el ego.
Si sientes que hay alguien en ti,
no lo dudes, es el ego.

CAMBIA



El mundo es una apariencia que cambia
al cambiar la forma de mirarlo.

TODO



Dime todas las veces que tu quieras
que las cosas son así o asá
y que debo hacer ésto o aquéllo.
Yo probaré,
si me agrada lo seguiré y si no, no.
Pero no se te ocurra decirme que no,
que de esa manera nunca,
o que de ésta es imposible,
porque no tienes derecho
a arrojar sobre mi
tus propias estupideces.
Todo es posible: todo!

HALO



Lo vemos todo rodeado
de un halo que no tiene
y que hace parecer unas cosas
diferentes de otras cuando no lo son.
Todo es vacío; vacío y más vacío.
Nada hay en ningún lugar,
aunque la interpretación
de la percepción que nuestro intelecto
realiza automáticamente,
nos haga creer en un mundo
objetivo y real lleno de cosas
y gentes reales.
Qué poco me interesa todo eso ya.

ILUSORIO



No descubrimos nada.
Ni siquiera lo creamos.
Solo lo hacemos perceptible
al aislarlo ilusoriamente
del todo al que pertenece
y al que jamás abandona.
Pero nadie lo sabe.

OLVIDAR



Es como si mi vida hubiera sido
solo un sueño que soñé anoche
y que a primera hora de la mañana
comencé a olvidar.
Sentado aquí a solas, en la penumbra
que deja al retirarse la última luz del día,
creo que ya no me queda nada por hacer
y me siento algo cansado.
Tal vez si me acuesto a dormir,
me soñaré de nuevo
y podré por unas horas
volver a ser quien fui.

CORRECTO



Lo correcto no tiene nada que ver con lo bueno y lo malo.
Correcto es aquello que encaja perfectamente
con las circunstancias dadas.
Ser impecable no tiene nada que ver
con lo perfecto y lo imperfecto.
Impecable es ser siempre correcto.

EXTREMOS



Lo espiritual es solo lo contrario de lo material.
Tirar para cualquiera de los dos extremos es ridículo,
porque ambos pertenecen al mismo palo: el intelecto.
Unos se gritan a otros desde lados opuestos,
reclamando para sí la verdad
y acusando a los demás de vivir en la mentira.
Gentes y gentes corriendo angustiadas o esperanzadas
de un lado al otro del mismo palo.
Pero solo retirando la atención del intelecto
es posible recorrer libremente el palo entero
y todos los otros palos posibles
y los espacios que los separan,
y alcanzar la plenitud.

PENETRA



Descubre tu naturaleza,
penetra en el origen
y desparecerán
todas las dudas.

YO



Es al menos arriesgado creer
que el mundo que percibo
es objetivo y está allí
entre todos nosotros.
Y es que tal vez
sea todo subjetivo
y yo el único perceptor
que da vida a mi mundo
y no haya nada
ni nadie más que yo.

CAMINO



No importa el camino que sigamos
para regresar a nosotros mismos,
a recuperar la conciencia
de nuestra verdadera naturaleza.
Si lo conseguimos, el caminante 
y el camino desaparecen.
Si fracasamos, estaremos caminando
hasta nuestro último día sobre esta tierra
y sin importar el camino seguido,
pase lo que pase, será para nada. 

ACTUAR



Yo ya no actúo
 Por eso no me gustan
ni los actores, ni las actrices.
No me interesa para nada
alguien que finge ser quien no es,
por eso me son indiferentes las películas,
las obras de teatro, las series
y todas las personas que me rodean
cuando están en plena actuación. 

MORIMOS



Muere la gente como nació,
uno tras otro van desapareciendo
en macabra fila de la que nadie
parece poder apearse.
Unos voluntariamente,
otros obstinados en no partir
y algunos hasta agradecidos,
se marchan todos inexorablemente
dejando tras de sí solo recuerdos y vacío.
Creemos que mueren las personas,
pero lo que muere es la gente,
la gente que nace, vive
y al final siempre muere.
Hay una solución para esquivar la muerte?
No lo se.
Para evitar su carga negativa, sí:
darse cuenta de que nunca nada ha nacido
y dejarse ir como una ola al llegar a la orilla,
o un día entrando en su ocaso.
Pero todo lo que aparece tiene que desaparecer y,
aunque sepamos que esa aparición fue solo un sueño,
morimos.

CRITERIOS



Todo es posible si encaja con nuestros criterios,
que vienen dados por el residuo conceptual
que han dejado nuestra educación,
creencias y experiencias en la vida.
Sin criterios todo es posible, o nada lo es.
Un cambio de criterios
puede cambiar
una vida por completo. 

PRECISA



No tengo una comprensión
precisa y concreta
de la existencia.
Cualquiera me vale:
la tejo y la defiendo.
Pero en el fondo se que es
un malabarismo en el aire,
una figura que sube, baja
y desaparece el caer.
En el vacío original todo cabe,
pero nada es;
todo está, pero nunca hay nada.

DETRÁS



Detrás de lo que hacemos,
como detrás de la lluvia,
no hay nadie.

AUSENCIA



Este instante no pasa nunca.
No es un momento tras otro,
es solo uno que trata
ahora mismo de llegar a ser
sin conseguirlo.
El devenir.
La eternidad.
Jamás se detiene.
Lleno hasta arriba,
permanece vacío.
Experimentar su ausencia
es la iluminación suprema.

PLENAMENTE



Yo diría que uno vive plenamente la vida
cuando ya no es consciente de estarla viviendo,
cuando ya no vive su vida y simplemente vive.

ALIVIO



Cuando empezamos a dejar que todo ocurra
sin reaccionar para que lo haga a nuestra manera,
o en nuestro beneficio, la cosa suele ponerse negra
para el ego que se desespera y nos llena de ansiedad,
pero a medida que su falso castillo se va desmoronando,
comenzamos a sentir el alivio que llega cuando dejamos
que nuestra naturaleza se exprese espontáneamente
y nos devuelva la paz y el gozo que habíamos perdido
en la inútil lucha por satisfacer nuestros deseos.

NIRVANA



Y buscando la felicidad se topó con lo que llamó sufrimiento,
una especie de insatisfacción permanente que cubría
tanto los momentos de placer como los de dolor,
que pasaban raudos sin dejar más rastro que su recuerdo
y el deseo inútil de huir de la oscuridad
y vivir en la luz para siempre.
Y un día se dio cuenta de que quien sufría en él, no era él,
sino un recuerdo de todo lo acontecido
y una proyección de lo por acontecer y lo llamó ego.
Pero aquí, en este momento inexistente
por imposible de sujetar y parar,
experimentó que no había nada ni nadie
que no fuera un único acontecimiento inalterable,
natural y espontáneo, en el que nada sobraba,
ni nada faltaba y lo identificó con la perfección
de nuestra naturaleza original.
Y entonces se percató de que nada sentía
y llamó a eso bienaventuranza y gozo.
Y lo vivió como extinción del proceso del nacimiento,
la vida, la enfermedad, la vejez y la muerte
y le dio el nombre de nirvana.

AQUÍ



Puede que todo
lo que necesitemos
esté ya aquí.

KARMA



Inabarcables los designios del karma.
Tipos de gentes parecidas en todas las partes,
sucesos similares a cientos
de kilómetros de distancia,
reacciones idénticas y acciones diferentes,
caminos paralelos con viajeros ausentes,
épocas distintas con acontecimientos iguales.
Karma nos une y nos separa,
nos trae y nos lleva,
nos incita y nos rechaza;
juega sin piedad como un depredador
que atraviesa generaciones
en busca de un consuelo,
de un descanso,
de una solución.
Y entre tanto, gira, gira y gira...

FINAL





Solo tiene final lo que comienza.
Buscamos principios donde no los hay,
es todo un acontecimiento continuo
que sucede a nuestro pesar
y en el que nos empeñamos en trazar
un desde y un hasta,
sin darnos cuenta de que todo sigue
transformándose ilimitada e indefinidamente,
sin encontrar un reposo jamás.

FALTA



No nos funciona la vida porque somos educados
en la idea de que estamos en falta y tenemos que lograr
frente a nuestros semejantes montones de cosas
que necesitamos y sin las cuales no seremos felices.
Adoctrinados para ganar o perder,
nos convertimos en depredadores implacables
en el inútil intento de lograr algo en mitad del vacío.

VIDA VIVA



Ya no soporto a los egos viejos.
Te sueltan encima todos sus recuerdos
y sus opiniones de otras cosas y otras gentes,
como si aún estuviera viva toda esa porquería.
Resulta imposible que te vean cuando te miran
porque solo se ven a sí mismos.
No son conscientes de que a su alrededor,
bulle evanescente la vida viva 

PRECAVIDOS



Hay que ser precavidos y no tomarse a la ligera
eso del despertar de la conciencia
a su propia naturaleza original,
porque cuando sucede todo cambia.
Lo que importaba ya no importa,
lo deseable ya no lo es,
lo querido es como todo lo demás,
el pensamiento es un juego tonto,
las vidas de la gente un esfuerzo inútil
y el mundo en sí, una acuarela en dos tonos.
Cada vez me cuesta más seguir el paso sonámbulo
de las gentes ensimismadas con sus locuras;
las cosas para mi no tienen sentido alguno,
ni la forma de relacionarnos,
o de repetir lo aprendido.
Ya nada es como era,
todo terminó en aquél mágico instante del despertar
y esto es solo la inercia del impulso que me nació
y que falto de nuevos alicientes,
apenas puede sostenerme ya aquí.

INALTERABLE



La vida está sucediendo ahora mismo
y como parte de ese acontecimiento,
deberíamos suceder nosotros al unísono,
pero el intelecto nos separa
y en ocasiones nos aísla,
trazando para nosotros caminos
que transitar con esfuerzo,
movidos por la ilusión de lograr algo
o de llegar a algún sitio,
hasta que morimos durante el viaje,
mientras ajeno a nuestro desvarío,
el suceso sigue aconteciendo inalterable. 

YENDO



Aunque continuamente nos empeñamos
en basar nuestras vidas en lo contrario,
nada llega para quedarse;
todo va viniendo,va llegando
y se va yendo.

SENCILLA



Nos enseñan a complicarnos la vida
y como vemos que todos
a nuestro alrededor se la complican,
creemos que no tenemos más remedio
que hacer lo que hacen ellos
y nos la complicamos también.
Pero no es cierto.
La vida es muy sencilla
y se vive a sí misma
en una incesante percepción
que no cesa jamás.

CARECE



Se conoce como visión correcta,
aquella que nos permite ver el mundo
compuesto por cosas distintas,
e infinidad de animales, plantas, gentes
y fenómenos diferentes,
sabiendo a la vez que todos ellos
solo se distinguen unos de otros
conceptualmente, ya que en verdad
forman parte inseparable
de un acontecimiento único que no cesa
y que trata inútilmente de llegar a ser.
Es en este sentido que lo que es,
carece de entidad propia
separada de lo demás y todo junto
no deja de ser el vacío
sobre el que se percibe.